jueves, 4 de diciembre de 2014

RAVENTOS Y ALBANESE, DOS TIPOS LÚCIDOS AYUDANDO A PENSAR


Jorge Raventos y Pascual Albanese.

El martes 2 de diciembre, a las 19.00 horas, tuvo lugar la última reunión mensual del ciclo 2014 del centro de reflexión para la acción política "Segundo Centenario", realizada en la Universidad de Ciencias Empresariales y Sociales (UCES). En ese marco, Jorge Raventos y Pascual Albanese expusieron sobre  "2015: LA LLEGADA DEL FUTURO”. 

Jorge Raventos.

Ambos expositores coincidieron en señalar que se han despejado las dudas que un año atrás existían sobre si Cristina Fernández llegaría a cumplir su mandato presidencial, y también en que el 10 de Diciembre de 2015 marcaría el fin del kirchnerismo. En ese punto, Pascual Albanese señaló que la construcción de poder kirchnerista en base a obrar como partido del Estado y consolidando un capitalismo de amigos está agotada y sin posibilidad de reconstituirse, por lo que se enfrenta a una muerte segura: súbita en caso de acceder a la Presidencia tanto Mauricio Macri con el PRO como Sergio Massa con el Frente Renovador, o lenta en caso de ganar las elecciones el Frente Para la Victoria con Daniel Scioli. 

Pascual Albanese.

Raventos y Albanese consideran que Scioli, hablando por sus silencios y a través de los ataques recibidos desde el núcleo duro kirchnerista, demostraría no ser igual al kirchnerismo, al punto que de hecho una gran parte del electorado no distingue diferencias sustanciales entre Scioli, Massa y Macri, que son los aspirantes reales a la Presidencia de la Nación.

Suscribo que gran parte del electorado no aprecia diferencias significativas entre Mauricio, Sergio y Daniel, consecuencia de este lamentable contexto político de debilidad institucional, donde los nombres propios suplantan la convocatoria por ideas y partidos a la hora de definir propuestas electorales. 

Discrepo en cambio con dos cosas: la certeza del fin de ciclo y el carácter benigno que le atribuyen a Daniel Scioli. 

Kirchnerismo rancio: proselitismo de Scioli en móviles policiales

El kirchnerismo es un proyecto totalitario y como tal no apuesta a otra cosa que no sea su propia permanencia en el poder, nada de lo que hace o deja de hacer tiene distinta finalidad, incluso contra toda evidencia racional son capaces de redoblar la apuesta por la profundización del mentado "modelo".

En cuanto al mito del Scioli Gorbachov, resulta posible pero altamente improbable. Daniel Scioli, el demagogo que plotea su nombre en los patrulleros de la Policía de la Provincia de Buenos Aires, se ha dejado humillar, denigrar y avasallar en público con tal de permanecer en el poder. No es distinto al kirchnerismo, es parte esencial del régimen y su matriz corrupta: los que callan consintiendo todas y cada una de las arbitrariedades autoritarias. Sus silencios hablan, claro que sí, gritan su desprecio por la Constitución Nacional y los principios republicanos.


Ariel Corbat, La Pluma de la Derecha
Estado Libre Asociado de Vicente López



Ariel Corbat

Ariel Corbat
Ariel Corbat