jueves, 13 de septiembre de 2012

ATENDIENDO AL QUE SABE: ROSENDO FRAGA




Participando del IV Ciclo de Formación de Dirigentes que organiza el Dr. Ricardo López Murphy en la UCEMA, tuve el placer de escuchar al Dr. Rosendo Fraga quien expuso sobre la crisis de los partidos políticos. Siempre es edificante prestar atención a la visión de Rosendo Fraga sobre la marcha de la política en Argentina, por ello prontamente el interés por sus palabras motivó preguntas hasta hacer que el encuentro tornase en una suerte de ágil coloquio.

En el día en que muchos ciudadanos manifestaremos nuestra preocupación por el futuro institucional de la República, me parece importante compartir con mis lectores estos conceptos vertidos por el prestigioso historiador y politólogo, haciendo la salvedad que no son citas textuales sino la recopilación conceptual que hago yo, con lo que es posible algún margen de error:


-        En la elección del 2013 se juegan el destino de la República Argentina por los próximos 20 o 30 años.
-        El gran riesgo del presente es la posibilidad de una reforma constitucional a gusto del kirchnerismo, que aspira a ella para hacer irreversibles los cambios que va produciendo y asegurar su hegemonía.
-        Venezuela, Ecuador y Bolivia son los países de la región que modificaron sus constituciones en los últimos 10 años, y llevada por el cristinismo la Argentina podría sumarse a ese grupo con una tendencia similar.
-        Con buen criterio, el dirigente socialista Hermes Binner inició la campaña para llamar a una consulta no vinculante sobre reforma constitucional; plebiscito que el oficialismo procurará impedir.
-        Si bien sería utópico y hasta contraproducente que sectores de la oposición no afines entre sí como el socialismo y el PRO puedan elaborar un frente electoral, sí es posible que la oposición en su conjunto demuestre un mínimo de capacidad política para impedir la reforma constitucional.
-        Un compromiso institucional de las distintas fuerzas políticas opositoras para impedir la reforma constitucional es perfectamente posible.
-        El peronismo es la fuerza política que mejor interpreta y comprende las ambigüedades y contradicciones de la cultura argentina. Hoy por hoy, y al menos en el futuro inmediato, no parece que pueda gobernarse sin el peronismo en alguna de sus vertientes, y de hecho los únicos gobiernos que pudieron completar sus mandatos legales desde 1945 en adelante han sido peronistas.
-        Con el Pacto de Olivos en 1993 el radicalismo perdió ante la sociedad su carácter de fuerza opositora que ponía límites al gobierno, y hoy es un partido político sin fuerza. No ha sabido construir poder y ha perdido su carácter intransigente, en lo que tenía de virtud, desgranándose todavía más cuando intendentes (por ej. Enrique García en Vicente López)  y gobernadores radicales han virado al pragmatismo procurando aliarse con el kirchnerismo.
-        El peronismo, en cambio, es una fuerza política y no un partido, se asemeja más a una cultura política, pragmática, en la que el poder es lo principal y la ideología queda en un plano secundario. En ciertos casos ese pragmatismo del poder es liso y llano cinismo.
-        La existencia del peronismo disidente implica para el PRO una gran limitación a la hora de poder proyectarse por sí mismo a nivel nacional.
-        Luego que la Presidente dijo que se le debía temer, ningún gobernador peronista se atrevió a aceptar la invitación del Gobernador De la Sota para ver el partido de la Selección Argentina de Fútbol, eso es toda una señal política;  sólo estuvo allí Mauricio Macri, y esa es otra señal política.
-        La posibilidad de un acuerdo entre el peronismo disidente y el PRO no es descabellada.
-        Hay que ver que ocurre con el Gobernador Peralta en Santa Cruz.
-        Cristina Fernández no es lo mismo que Néstor Kirchner: “Kirchner sometía, Cristina aniquila”.
-        A Daniel Scioli no le ha ido mal en política y para ello basta visualizar su carrera en términos de los cargos que ha ido ocupando, su lema pareciera ser “Confrontar nunca – rendirse jamás”.

Aclaro que las preguntas sobre el peronismo las inicié yo, que si bien soy liberal participo del Grupo Consensos y apoyé la candidatura presidencial de Eduardo Duhalde en las últimas elecciones.


Ariel Corbat, La Pluma de la Derecha
Estado Libre Asociado de Vicente López

Ariel Corbat

Ariel Corbat
Ariel Corbat