viernes, 2 de febrero de 2018

NIÑOS ARGENTINOS, BLANCO DE LA AGRESIÓN CASTRISTA



La tiranía castrista y el uso infame de la figura de Martí.

El representante de la tiranía castrista en Buenos Aires, Orestes Pérez, demuestra que es un objetivo del gobierno cubano adoctrinar niños argentinos con ideas comunistas. 

La línea de intromisión en asuntos internos del país por parte de la Embajada de Cuba que hemos visto a través de la “Propuesta Tatú”, se observa en el “Proyecto José Martí de Solidaridad Internacional” impulsado por la dictadura cubana. De allí se desprenden las llamadas “Cátedras Martianas”, concebidas para incentivar el estudio de la obra de Martí, “que ayuda a comprender las raíces de los actuales procesos revolucionarios y progresistas que se gestan en Nuestra América”, según explica Héctor Hernández Pardo, subdirector General de la Oficina del Programa Martiano de Cuba.

Cuadra remarcar que la dictadura castrista, como parte de la falsificación de la historia en la que incurre todo régimen totalitario, hace un uso tendencioso de la figura del poeta José Martí (1853-1895); tergiversando las ideas de quien fue un patriota cubano que nunca pronunció ni escribió una sola palabra a favor de la opresión comunista. 


Consecuentemente, el embajador cubano promueve la realización de la Primera Jornada de la Red Nacional de Cátedras Martianas “Hacia la IV Conferencia Internacional por el Equilibrio del Mundo”, que tendrá lugar el 23MAY18 en el Centro Cultural de la Cooperación “Floreal Gorini”, Av. Corrientes 1543, CABA. Evento que, se aclara expresamente, los organizadores consideran: “apto para niños”.

"Apto para niños" - adoctrinamiento para futuros "revolucionarios"

Es claro que Cuba nunca renunció a su pretensión de exportar, por cualquier vía su fracasada “revolución”, esa que hizo de los jabones una propina apreciada por los cubanos. Es claro, también, que el embajador Orestes Pérez no actúa de motu propio sino siguiendo directivas de La Habana, donde los planes de colonización cultural son trazados con participación del área exterior de su servicio de Inteligencia y contemplan largos años como plazo de ejecución, al modo soviético.

Argentina ha sido siempre un objetivo de dominación codiciado por la dictadura castrista. Cuando el intento armado de conquista a través del ERP y Montoneros fracasó, todo el empeño colonizador se volcó a la cultura. Si hoy el embajador cubano muestra impunemente el interés de la tiranía por adoctrinar niños argentinos, es porque viene cebado de inercia desde que el régimen kirchnerista, con Teresa Parodi como ministro de Cultura, le entregó la soberanía cultural argentina. El acto tuvo todos los condimentos de una claudicación lisa y llana, encubierta bajo la firma del acta protocolar de la carta de intención para el “hermanamiento” de La Casa de Las Américas con el Centro Cultural Kirchner en Octubre de 2015.
'
Orestes Pérez, Teresa Parodi, Maite Hernández Lorenzo,
la claudicación cultural de la Argentina ante la tiranía.

En estos días la agrupación de abogados Bloque Constitucional denunció ante Cancillería la intromisión de las embajadas de Cuba y Venezuela en asuntos internos de la Argentina a través de la “Propuesta Tatú”, solicitando romper relaciones diplomáticas hasta que recuperen la condición de países democráticos. 

Algún escéptico dirá que exagero, los progres dirán que no es para tanto, algunos funcionarios querrán evitar problemas, y si pudieran leer mis labios en este momento verían que estoy repitiendo: 

¡Es la cultura, imbéciles!


Ariel Corbat, La Pluma de la Derecha
Estado Libre Asociado de Vicente López

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Todo comentario es bienvenido siempre que exprese ideas en forma educada.

Ariel Corbat

Ariel Corbat
Ariel Corbat